23:19h. Miércoles, 21 de agosto de 2019

La provincia incorpora a 766 nuevas personas en situación de dependencia en dos meses del Plan de Choque

La Consejería de Igualdad, Políticas Sociales y Conciliación de la Junta ha incorporado en la provincia de Cádiz a 766 nuevas personas al Sistema para la Autonomía y Atención a la Dependencia en los dos primeros meses desde la puesta en marcha del Plan de Choque el pasado 1 de abril, lo que supone un incremento de un 53,8 por ciento de las altas de personas beneficiarias en comparación con el mismo periodo del año anterior, con 268 personas más.

En una nota, la Junta ha señalado que con respecto a las altas en prestaciones en Cádiz, la consejera Igualdad, Políticas Sociales y Conciliación, Rocío Ruiz, ha informado que "el incremento producido con respecto a los meses de abril y mayo del año pasado es aún mayor, lo que se traduce en 1.268 prestaciones nuevas desde la entrada en vigor de este plan de choque, frente a las 762 registradas en estos mismos meses en 2018".

Ruiz ha resaltado que "este mes de mayo se ha superado el dato de prestaciones del cierre de diciembre de 2018, alcanzando la cifra de 33.956 prestaciones en la provincia de Cádiz". "En cuanto a las personas beneficiarias, hemos cerrado el mes de mayo con 26.272 personas atendidas", ha añadido la consejera, que ha indicado que "otro dato a destacar es que durante los cinco primeros meses de 2019 se han realizado 3.757 valoraciones".

Además, la consejera ha recordado que "este Gobierno, que solo lleva cinco meses al frente de la Junta de Andalucía, destina a la atención a la dependencia 88,45 millones de euros más respecto al año anterior a través del presupuesto para 2019, que incluye los 77 millones del plan de choque".

Ruiz ha señalado que el programa de la Consejería que acapara mayor volumen de recursos y uno de los que más crece en el Presupuesto para 2019, un 7,32 por ciento, es el de atención a la dependencia, envejecimiento activo y discapacidad, que cuenta con 1.462,47 millones de euros, lo que supone 99,81 millones más que el ejercicio pasado.

El objetivo es, por un lado, agilizar los trámites y mejorar el procedimiento de reconocimiento y de acceso a las prestaciones. Además, se van a priorizar los expedientes de personas menores de 21 años, especialmente con dependencia severa (Grado II) o gran dependencia (Grado III) y los expedientes de las personas mayores de 80 años con dependencia moderada (Grado I) para el acceso a los recursos del Sistema de la Dependencia, independientemente del orden de incoación de los mismos.

Imprimir